MACARONS

MACARONS
Esta receta nos la da 
Antes
de empezar os tengo que hablar sobre las claras de huevo. Evidentemente esto no
está escrito a fuego, pero yo os cuento lo que funciona para mi y lo que no.
Las
claras tienen que ser de huevo, no sirven las envasadas. Mucha gente las usa,
pero yo he intentado hacer esta misma receta con ellas más de dos y de tres y
de cuatro veces, y nunca me ha salido bien.
Mucha
gente separa las claras con varios días de antelación, dejándolas en la nevera
o incluso a temperatura ambiente, para que pierdan humedad (se supone que esto
es lo que se tiene que hacer). Yo las separo unas cuantas horas antes. Si los
voy a hacer por la tarde, separo las claras por la mañana y las dejo a temperatura
ambiente, en un recipiente cubierto con papel film. El 99% de las veces se me
olvida sacarlas, y las uso directamente. Cuando me pasa esto, meto las claras
en el microondas exactamente 10 segundos. Ni uno más. Simplemente para que
pierdan un poco de humedad y no estén tan frías.
INGREDIENTES 100 gr de azúcar glas ,55 gr de
almendras
45
gr de claras de huevo, 25 gr de azúcar,colorante en gel.
Lo
primero que hay que hacer es pulverizar las almendras. Es importante que queden
completamente trituradas, con una textura similar a la del azúcar glas. Yo
pongo las almendras enteras y el azúcar glas en la Thermomix y pulso el botón
“turbo” varios segundos. A continuación tendremos que tamizar la mezcla.
Reservamos.
Comenzamos
a montar las claras, y cuando empiecen a formarse burbujitas, añadimos el
azúcar muy poco a poco.
Las
claras están listas en el momento en que dando la vuelta al recipiente estas no
se caigan (tampoco queremos un merengue demasiado seco). En este momento
añadimos el colorante, un par de gotitas, y batimos un par de segundos más.
A
continuación vertemos la mezcla de ingredientes secos que habíamos reservado
sobre las claras. De una sola vez. Y con ayuda de una espátula, y de forma
manual, vamos incorporándolas. Con movimientos envolventes.
Ahora
llega el momento crucial: ¿Cómo sabemos cuando dejar de mezclar? Como a todo,
es cogerle el punto. Pero sé que esa respuesta no os sirve. En mi experiencia,
es mejor pasarse mezclando que quedarse corto. Esto no quiere decir que os
lieis a darle vueltas, que nos conocemos. Es importante que la mezcla no esté
demasiado espesa, pero tampoco queremos que sea demasiado líquida. Una vez se
hayan incorporados los ingredientes secos, podéis hacer aproximadamente 10
movimientos mas con la espátula. Lo mejor, hasta que le cojáis el tranquillo,
es hacer una prueba. Coged una cucharadita de masa y ponedla sobre un plato.
Pasados unos segundos, la superficie tiene que quedar lisita, sin ningún
montículo ni marca.
Cuando
la masa esté lista, llenamos una manga pastelera equipada con una boquilla
redonda. Os recuerdo que la masa es bastante líquida, y pueden saliros macarons
demasiado grandes. Yo uso una boquilla ligeramente más pequeña.
Hacemos
los macarons sobre la bandeja de horno, que antes de empezar la receta habremos
cubierto con papel antiadherente, y los dejamos reposar 30 minutos exactos.
Precalentemos
el horno a 135ºC, y una vez transcurrido ese tiempo los metemos durante 15-20
minutos (el horno en posición arriba y abajo)
Cuando
estén listos los dejamos enfriar en la bandeja (no tardan más de 4 ó 5 minutos)
y los despegamos. Suelen despegarse del papel sin ningún problema, pero si al
levantarlos con la manos veis que no se sueltan, pasadles un cuchillo por 
debajo y listo.
En
cuanto a los rellenos, las opciones son infinitas.
Alguna
que otra variación que podéis hacerle a los macarons.
Macarons de chocolate: sustituir 15 gr del azúcar glas
por 15 gr de cacao en polvo. Añadir el cacao a la almendras pulverizadas y al
azúcar glas y tamizar todo junto.
Macarons de pistacho: 45 gr de claras, 15 gr de azúcar,
100 gr de azúcar glas, 28 gr de almendras, 28 gr de pistachos, colorante verde.
Los pistachos se añaden a las almendras y se tritura todo junto.
Macarons de cacahuete: 45 gr de claras, 15 gr de azúcar,
100 gr de azúcar glas, 28 gr de almendras, 28 gr de cacahuetes. Los cacahuetes
se añaden a las almendras y se tritura todo junto. Están deliciosos rellenos de
mantequilla de cacahuete y con un pegotito de mermelada en el medio.
Macarons de canela: Añadimos 1 ó 2 cucharadas de canela
a los ingredientes tamizados.
Macarons de zanahoria: estos quedan deliciosos. Tendréis
que preparar con antelación la zanahoria deshidratada. Para deshidratarla,
cortarla en tiras muy finas y meterla al horno hasta que quede crujiente y al
romperla de haga polvo. Añadir dos cucharadas de este polvo al azúcar glas y a
las almendras, y tamizar todo junto.
Podéis
obtener muchos otros sabores jugando con los rellenos.
conlaneveravacia.blogspot.com
conlaneveravacia@gmail.com

One thought to “MACARONS”

  1. Me ha encantado tu receta, intentaré hacerla. Hice macarons hace algún tiempo y la verdad es que no me gustó el sabor que tenían, volveré a probar con tu receta… porque no quiero que se me resistan!!! jajaja. Besos

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *