TABBY

TABBY

Tabby es
nuestro gato persa, me lo regalo mi marido hace tres años cuando se murió el
Gordo ( nuestro otro gato ).
 Gordo era igual de cariñoso que travieso. Se
subía a cualquier parte y con Rocco el perro jugaban un montón y siempre te
liaban alguna. Cuando llegabas a casa,  no te venia a recibir y sólo venia Rocco, ya
te había tirado algo y el perro se lo había comido.

TABBY EN LA SECADORA
Tabby es
muy especial, mientras ha estado viviendo en el piso ha sido el típico persa,
muy suyo, un poco torpe, le gustaba pasarse  el día y la noche mirando las palomas del
tejado de nuestra terraza, y pocas veces ha dormido en la cama con nosotros,
venía antes de ir a dormir para que le acariciamos  a duo mi marido y yo. Dormía un rato a
nuestros pies y luego se volvía a la terraza a ver las palomas. Ah nunca se ha
dejado peinar, se enfada y te bufa cuando lo haces.
El primer
día que lo trajimos a la torre, estuvo todo el día enfadado debajo del sofá, a
la noche salió al jardín, y ya no ha vuelto a entrar en la torre más que para
comer o si un día llueve mucho. Nosotros que estábamos preocupados por si no se
adaptaba, se ha vuelto un gato callejero.
TOMANDO EL SOL EN LA TORRE
Va lleno de
ramas y hierbas, ha ganado en agilidad, ha descubierto un mundo nuevo, lleno de
animales para cazar, a otros gatos. Su territorio ahora es la torre y el huerto
del vecino. Le encanta provocar a la perrita del vecino la Trufa, se planta delante
de ella, cuando le empieza a perseguir le echa una carrera y se sube o esconde
donde ella no puede entrar.
DESPUÉS DE UN DÍA DE LLUVIA
Os pongo
unas fotos del antes y después de llegar a la torre. 
Ah y cuando llueve siempre
llega mojado.
conlaneveravacia@gmail.com

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *